Salmantina de nacimiento, talentosa y creativa, Silvia Gaytán es una artista que realiza una técnica poco conocida pero ciertamente hermosa; hace un año emprendió este arte y no deja de hacer extraordinarias obras que procura mejorar día con día.

Con Ilustración en la filigrana de papel elabora bisutería como collares, aretes y llaveros, completamente disímiles y novedosos, hace réplicas de cualquier obra pictórica, de cualquier artista, de cualquier época, de cualquier estilo y para ello, realiza un trabajo arduo que implica muchas horas de elaboración.

La artista maneja dos técnicas, la que es en filo en la imagen y en rollo que se llama Quilling  (qiling) con un acabado en laca.

Según expertos, el quilling es un arte que consiste en enrollar tiras de papel para crear diseños decorativos. La tira de papel se coloca en la ranura del enrollador, y se comienza a enrollar, se retira el círculo, se coloca en la plantilla y depende el diseño que se quiera hacer se pellizca alguna parte del círculo, y se pega en la punta.

La historia de la filigrana se remonta al antiguo Egipto en donde el papiro era utilizado como base, siendo también notable en Oriente Medio y China.

Posteriormente, a comienzos del siglo V, esta técnica fue utilizada en Francia y en Italia por los monjes conventuales para embellecer y adornar imágenes sagradas, como sustituto sobre la misma labor en oro y plata.

 Desde estos países se difundió a Inglaterra, donde fue muy practicada por las damas nobles del tiempo de los Esturados; se afirmó posteriormente, en el periodo victoriano.

Es una técnica artística que sirve para tarjetas, cuadros y accesorios de decoración y adornos de fiestas, hoy es una salmantina quien lleva sus obras a otros estados y municipios donde el turismo extranjero aprecia y consume.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here