La explosión, que dejó un gran cráter, se registró la víspera en una planta en Yancheng, en la provincia de Jiangsu, en el este de China, causando severos daños materiales en unas 16 plantas vecinas dentro del parque industrial en que se alojan, mismas que se incendiaron y es considerado el peor accidente industrial que se ha registrado  en años.

La potencia de la explosión alcanzó unos tres kilómetros de distancia, causando daños a otros edificios, incluso algunos colapsaron con trabajadores en su interior, así como destrozos a casas residenciales cercanas y la evacuación de unas tres mil personas, entre trabajadores y ciudadanos.

Ante el estallido, casi 1.000 residentes de la zona fueron evacuados hacia un lugar seguro el viernes como medida precautoria contra fugas y explosiones adicionales.

En su microblog oficial, el gobierno municipal de Yancheng informó que unos 3.500 trabajadores médicos de 16 hospitales fueron movilizados para atender a los heridos.

Las ventanas en edificios ubicados hasta a 5 kilómetros de la planta quedaron destrozadas por la fuerza de la explosión.

China enfrenta problemas con la seguridad industrial desde hace tiempo..

Aunque el fuego fue controlado durante las primeras horas de este viernes, los equipos de rescate continúan sus labores en el parque industrial, bajo el mando del Ministerio de Manejo de Emergencias, el cual recibió a su vez instrucciones del presidente chino Xi Jinping de realizar todos los esfuerzos.

 En el año 2015, una explosión en un almacén de sustancias químicas en la ciudad de Tianjin dejó 173 muertos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here