Fue al interior de la mina De San Ignacio, al noroeste de la capital del Estado, donde se suscitó el lamentablemente accidente que le costó la vida a un minero, quien quedó debajo de una gran roca que se desprendió repentinamente mientras realizaba sus labores.

Pese a que a la mina acudieron policías municipales y cuerpos de emergencia, les fue negado el acceso por personal de seguridad de la canadiense Great Panther y solo se dejó pasar a los agentes de la fiscalía para el levantamiento del cuerpo y las labores de investigación.

Esto se suma a una larga lista de incidentes registrados en estas grandes mineras canadienses, una vida menos a cambio de los millones de pesos que se llevan en las bolsas.

despirta guanjuato