Los hechos ocurrieron alrededor de 8 de anoche, cuando Justín, se encontraba en la calle Miguel Hidalgo jugando conpirotécnia, cuando de manera inesperada, explotó el artefacto que llevaba enlas manos.

Al lugar acudieron unidades de Protección Civil, Seguridad Pública y paramédicos de la cruz roja,quienes rápidamente trasladaron al menor al hospital general de Salvatierra para que recibiera atención médica, donde más tarde los médicos informaron que no pudieron salvar la mano izquierda del niño.

La Secretaría de Salud del estado informó que el niño está estable y ya se programa una cirugía reconstructiva.

Además las autoridades hacen un atento llamado a todos los ciudadanos, para que no permitan que los menores manipulen los explosivos, puesto que ponen en peligro no solo su vida, sino la de las personas que se encuentren a su alrededor.

despirta guanjuato