La mañana de este jueves, la académica, investigadora y politóloga, Denise Dresser impartió la conferencia magistral El México que se construye, en la que hizo un puntual recorrido por un año de gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador, del cual es analista, pero también una crítica que la ha llevado a recibir improperios de los seguidores del tabasqueño, el más florido, “mal cogida prianista”, a pesar de que reconoce que no había por quién más votar, más que por López Obrador.

Lo loable de la presidencia de López Obrador, es haber sacudido al país y reconocer la pobreza, sin embargo dan miedo las consultas patito a mano alzada y los ataques a las instituciones, donde está poniendo incondicionales a él al margen de la constitución, además de sus proyectos, como la refinería Dos bocas, el tren maya y el aeropuerto de Santa Lucía, que son inviables.

La parte oscura de la 4T tiene que ver con el carácter evangelizador, doctrinal, que presenta al presidente como un párroco que gobierna desde un púlpito a sus caprichos, con un séquito de aduladores, su congregación, que le hacen creer que es un ser mágico que resolverá los problemas de manera mágica.

No hay peligro de convertirnos en Venezuela, el peligro es seguir siendo México, el México militarizado, que nada bueno ha traído nunca, y el capitalismo de cuates, la cuatitud que ha destrozado la economía y empobrecido a millones. Otro riesgo es que san Andrés está regresando al país al pasado desmantelando los logros.

y algunos desvelados lo utilizaron para agredir al partido anfitrión de la conferencia, demostrando que hay gente que muerde la mano que les da de comer.

Deneck Inzunza.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here