Durante la mañanera de este miércoles, el presidente López Obrador, aseguró que no ha adquirido ningún vehículo nuevo, y con la ley de austeridad que ha implementado su gobierno, se han ahorrado 2 billones de pesos.

El funcionario mencionó que el día de mañana se reunirá con su gabinete, para analizar si dar fin a la fase de austeridad republicana, e iniciar la nueva fase de “pobreza franciscana”.

Planea adoptar medidas como reducción de viajes al extranjero, y viáticos.

Los recursos ahorrados se canalizarán al desarrollo del país e impulso social, detalló que busca una “austeridad republicana de Estado”.

De acuerdo al mandatario, la fórmula para obtener ahorros es sencilla y solo es necesario: “cero corrupción y austeridad».

Recordó que gobiernos anteriores condonaron miles de millones de pesos a grandes empresas, destacó que la nueva reforma constitucional, no permitirá esto, y además, prohíbe los monopolios.

despirta guanjuato