Cuarón salió como vencedor  frente a los también aspirantes Pawel Pawlikowski («Cold War»); Yorgos Lanthimos («La favorita); Spike Lee («Infiltrado en el KKKlan) y Adam McKay («El vicio del poder»).

«Muchas gracias a Libo (su niñera cuando era pequeño), muchas gracias a mi familia, muchas gracias México», dijo en español.

También agradeció muy especialmente la labor de las actrices Yalitza Aparicio y Marina de Tavira, que «son verdaderamente la película» de «Roma».

Y además reconoció a la Academia de Hollywood por premiar a una película sobre una mujer indígena y trabajadora doméstica sin derechos laborales, un tipo de personas que, según el cineasta, ha sido «relegado» históricamente en el cine.

Por ello pidió que las películas miren hacia donde otros no lo hacen, especialmente en estos tiempos.

El premio para «Roma» supone la quinta estatuilla a mejor dirección que va para México en los últimos seis años gracias a la extraordinaria labor de los conocidos como «Los tres amigos», un grupo formado por Alfonso Cuarón, Alejandro González Iñárritu y Guillermo del Toro.

Cuarón ganó en 2014 por «Gravity», Iñárritu hizo lo propio en 2015 y 2016 por «Birdman» y «El renacido», y Del Toro triunfó en 2018 con «La forma del agua».

Antes de llevarse hoy el Óscar, Cuarón había ganado los premios a la mejor dirección por «Roma» en los Globos de Oro, los Bafta y los galardones del Sindicato de Directores (DGA).

La 91 edición de los Óscar se está celebrando hoy en el Teatro Dolby de Los Ángeles (EE.UU.) por medio de una gala sin presentador por primera vez en treinta años.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here