Diecisiete muertos, ocho de ellos menores, dejó el lanzamiento de una bomba lacrimógena en un club social del oeste de Caracas durante una pelea en una fiesta, según confirmó el ministro de Interior y Justicia, Néstor Reverol.
se originó una riña en horas de la madrugada y una de las personas involucradas lanzó un artificio lacrimógeno que originó la estampida de más de 500 personas que se encontraban en el club social, ocasionando el fallecimiento de 17 personas, dijo a la televisora estatal Reverol, quien anunció siete detenciones por el caso.
De acuerdo con el periodista Román Camacho, se formó una discusión entre dos personas y uno de los asistentes al club accionó una bomba lacrimógena dentro del sitio.

El efecto del gas lacrimógeno provocó la muerte por asfixia de 17 personas. De esa cifra, fueron identificados Luis Eduardo Barrios Cevedo de 46 años, Alexander Castro Jorhgen de19 años, Roniel Luis Guerra Alfonso de 19 años y Marcos Javier Altuve Valenzuela de 18 años.

Según consignó El Nacional, el resto de las personas que se encontraban en el recinto fueron trasladadas al Hospital Pérez Carreño para recibir tratamiento médico.