Como en todas las nuevas administraciones, en el municipio de Apaseo el Grande, las excepciones no se han dejado esperar. La recién entrada administración de José Luis Oliveros Usabiaga, ha señalado múltiples irregularidades en el pasado gobierno del Partido Verde de Moisés Guerrero.

El presidente panista José Luis Oliveros, ha señalado diversas irregularidades detectadas durante el proceso de entrega recepción, situaciones que ha calificado como reprobatorias, entre las que han destacado aviadores, cheques millonarios y apoyos fantasmas.

“Chelis” Oliveros ha destacado hechos como la falsificación de una firma de una secretaria quien asegurado pedir su su día económico porque había descubierto que le habían falsificado sus firmas, le pedían que sellara unos recibos y descubrió que había estado su firma plasmada en una nota por 200 mil pesos. El alcalde comentó que cuando la Secretaria se acercó a él, le comentó que querían correrla por el hecho pero pidió derecho de revisión y detectó que le fue falsificada la firma.

Dicha funcioanria contnua en funciones pero bajo investigaciones, pues se logró confirmar que la firma de la asistente se encuentra un docuemnto para otorgar 200 mil pesos en apoyo, a un fantasma, una persona sin especificar.

Asimismo, se encontró que, al término de la Administración saliente, se entregaron cheques de finiquito sin liberar cartas de responsabilidad, de no adeudo patrimonial y de no adeudo financiero.

Asimismo,  Oliveros Usabiaga dijo que se encontraron gastos por más de $4,000,000.00 sin evidencia de proceso de compra o por compra directa, en conceptos de COVID.

En una sola Dirección, se encontraron mas de 10 laptops compradas sin autorización y sin inventariar. Así como compras de papelería no solicitada, tales como toners por mas de $25,000.00

José Luis Oliveros Usabiaga, denunció que tras el cambio de la administración pública, se ha buscado a esas 86 personas pero no se han podido localizar.

Sobre el tema, el Oficial Mayor de dicho municipio, Salvador Varela, explicó que al llegar al cargo se le notificó que en la nómina se tenían 135 personas cobrando por honorarios, de los cuales, solo 46 sí estaban laborando.

Agregó que de las 89 personas que “no encuentran”, no hay registro en el reloj checador, instrumento que refleja las horas de entrada y salida de cada empleado municipal, lo cual, está en investigación.

De igual manera, dio a conocer que Un trabajador del Comité Municipal de Agua Potable y Alcantarillado de Apaseo el Grande (CMAPA) cobró cerca de 50 mil pesos a usuarios del organismo y no los reportó.

El primer Edil indicó que no se sancionará a nadie porque recuperarán el dinero de la liquidación que aún no le entregan al trabajador que falleció.

Al preguntarle sobre las fechas en que el trabajador cobró y no presentó el dinero al organismo, señaló que las desconocía.