El pasado 05 de Octubre habitantes de la comunidad de copales cambiaron la tranquilidad de su lugar de residencia, a los alarmantes estruendos de la tierra que los pusieron en alerta, un fenómeno, que al parecer no es nuevo, pero que nunca se había presentado con tanta intensidad.

Los habitantes de la comunidad, tuvieron que despertar para ser desalojados, por le riesgo de que sus viviendas se vinieran abajo, pues incluso la presa cercana, que se encontraba al 95% de su capacidad de secó en 08 horas, acusando a la grieta que se formo, de ser la responsable de que el agua se filtrara.

Ante esta situación, el coordinador de Protección Civil Municipal Miguel Ángel Vega, señaló que actualmente, la coordinación, junto con el Centro Nacional de Detección de Desastres (CENAPRED) y el Sistema Nacional de Protección Civil, (SINAPROC), se encuentra realizando evaluaciones a los daños, contando hasta el momento viviendas con daños moderados y evacuación de personas en zonas de posible colapso

Ángel Vega, comentó que hace 09 meses se habían registrado los primeros reportes sobre estruendos debajo de la tierra, aunque fue hasta esta semana que tomaron acción dado los temblores y las replicas que se presentaron. Según el funcionario municipal, se logró un registro de mas de 200 replicas

El coordinador, dijo que, hasta el momento con los resultados de los primeros dictámenes, han logrado definir que la grieta, tiene por lo menos 1 km y medio de largo y hasta 10 cm de longitud, aunque no se ha logrado determinar la profundidad de esta.

Señaló que CONAGUA, se encuentra actualmente realizando un dictamen para señalar si existió o no daño estructural a la presa, aunque señaló que hasta el momento no han tenido replicas.