Juan Luis Mosqueda Gómez, infectólogo de la Secretaría de Salud de Guanajuato, señaló que están en alerta pues el año pasado se registraron 80 casos de tosferina y en lo que va de este 2019 ya llevan 70.

La tos ferina es una enfermedad infecto-contagiosa que afecta al aparato respiratorio. Su principal síntoma es una tos violenta que puede dificultar la respiración,el contagio se realiza directamente desde la persona enferma a la sana por el aire, al hablar y toser se transmite este virus. El infectologo comento que al inyectar a la madre embarazada el bebe también se protege de esta enfermedad al nacer, pero la falta de vacunas tanto para adultos como para niños ha provocado un nuevo brote que no se había dado en muchos años.

Señaló que cada año la Federación enviaba al menos tres remesas de esta y otras vacunas, pero en este 2019 no les han enviado ni una sola remesa.

Aunque ya se tuvo comunicación con la federación la cual les informo que la primer dote les estará llegando en las próximas semanas, Mosqueda comentó que se espera que así ocurra porque tosferina que ya no veíamos volvió el año pasado además de que ya hubo déficit de esa vacuna; se tuvo en todo el año 80 casos, en este año no se lleva ni la mitad del año y llevamos casi 70 casos, aquí es donde  se empiezan a ver las consecuencias de no estar vacunando a la gente.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here