La víctima fue un curtidor de nombre Salvador Guzmán Orozco.

Autoridades de la Procuraduría General de Justicia en Guanajuato informaron que habían recibido una denuncia por la ‘no localización’ del empresario y solicitaron el expediente a la Fiscalía de Jalisco, en donde presumen que fue asesinado.

Sin embargo, personas cercanas a la víctima aseguraron a am que el secuestro ocurrió en León y el cuerpo fue abandonado en Lagos de Moreno.

am tuvo acceso a la transcripción de un parte que informa del descubrimiento del cuerpo de la víctima, su nombre completo y el dato de que había sido privado de su libertad en Guanajuato.

Eran las 12 del mediodía del sábado 23 de diciembre pasado, cuando vecinos de la comunidad Canoas, en Lagos de Moreno, hicieron el hallazgo mientras caminaban a realizar sus labores del campo.

Llamaron al 911 para decir a la operadora que había el cuerpo de un hombre al parecer sin vida.

Se trataba de Salvador Guzmán Orozco, quien días antes había sido secuestrado y su familia ya había tenido contacto con los plagiarios.

No se precisó si se concretó algún pago por la libertado de Salvador.

El cuerpo de la víctima estaba boca abajo sobre una lona o una gran bolsa negra.

Las autoridades de Jalisco no informaron la causa de muerte, pero se apreciaron huellas de tortura en el cuerpo y al parecer una herida de arma de fuego en un costado.

Ese día Salvador llevaba un pantalón de vestir café, un cinturón del mismo color y una chamarra de cuero negro.

Elementos municipales de Lagos de Moreno estuvieron en el lugar hasta la llegada del personal del Instituto Jalisciense de Ciencias Forenses, quienes trasladaron el cuerpo a sus instalaciones para la realización de la necropsia legal.

Familiares de Salvador acudieron a identificarlo y les fue entregado el cuerpo para que le brindaran velación y sepultura.

Autoridades de Lagos de Moreno no quisieron proporcionar más información del caso, pero los agentes en su parte informativo, que am consiguió con personal cercano a la investigación, hacen referencia que se trataba de Salvador Guzmán, quien había sido secuestrado.

“Es identificado con el nombre de Salvador Guzmán Orozco quien había sido privado de su libertad en el estado de Guanajuato”, cita el parte informativo del hallazgo del cuerpo de la víctima.

Fuentes cercanas a la Secretaría de Seguridad Pública de León aseguraron que no hubo reporte al 911 de algún secuestro en esas fechas.

Funcionarios de la Procuraduría de Justicia dijeron desconocer el tema y que en sus carpetas de investigación de homicidios no contaban con el nombre del empresario leonés.

Exportaba pieles

El empresario Salvador Guzmán Orozco, encontrado muerto en una comunidad de Lagos de Moreno Jalisco a finales del año pasado, fue junto con otras cinco personas fundador de una empresa creada en León el 10 de diciembre de 1999.

La empresa tenía como objeto social, la compra y venta, comisión, distribución, consignación, importación y exportación de toda clase de cueros, pieles y productos químicos para la curtiduría.

Además pertenecía al ramo de la fabricación de calzado, prendas de vestir y en general cualquier actividad relacionada con la industria de la curtiduría.

Sin embargo, el 6 de marzo del 2012 los dueños determinaron liquidar la sociedad para finalmente disolverla el 11 de julio del mismo.

El próximo 21 de febrero el empresario asesinado cumpliría 60 años de vida.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here