Una niña de 11 años de edad murió al recibir una descarga eléctrica con una resistencia para calentar agua.

El hecho ocurrió al interior una vivienda de la Comunidad Tomelopitos, perteneciente al municipio de Irapuato.

Paramédicos de la Cruz Roja Mexicana acudieron ante el llamado de emergencia, pero al evaluar a la niña señalaron que ya no tenía signos vitales.

Según el reporte de las autoridades el accidente ocurrió cuando la menor tocó los cables de la resistencia que era utilizada para calentar agua.

Sus familiares de inmediato intentaron reanimarla, pero lamentablemente la descarga eléctrica le afectó órganos internos.

Su cuerpo fue enviado a la morgue, como parte de los protocolos de las autoridades, quienes después de realizarle la autopsia regresaran su cuerpo a sus deudos. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here