Entre lamentos y honores, fue como despidieron al comandante Luis Felipe Hernández Campos, el cual fue asesinado el pasado miércoles cuando se disponía a ir a su turno, en Valle de Santiago.

“¡Ahí está su Mando Único, no sirve para nada!”, lanzó en un grito la mamá del policía y comandante de turno.

Entre dolor, terregosas calles y el intenso sol de la tarde; familiares y amigos le hicieron un sencillo homenaje en el que estuvieron ausentes autoridades municipales.

La banda de guerra de la Dirección de Tránsito municipal y policías preventivos en turno se formaron afuera de la casa del comandante Luis Felipe, para realizar el pase de lista.

“¡Comandante, Luis Felipe!, ¡presenteee!; ¡comandante, Luis Felipe!, ¡presenteee!; comandante, Luis Felipe!, ¡presenteee!”, corearon policías preventivos, familiares, amigos y vecinos del comandante, que se estremecieron.

Luego del pase de lista, los preventivos cargaron en sus hombros el féretro hasta llegar a la Capilla del Santo Niño de Praga, en donde el párroco ofició la misa de cuerpo presente y llamó a todos a “no permitir que el odio llegue a sus corazones, a seguir el camino de la verdad, porque el mal no tiene la última palabra”.

Al término, de igual manera, en hombros fue trasladado el féretro con el cuerpo del comandante Luis Felipe al panteón del Señor Santiago.

El comandante José Luis Lomelí, antes de colocar el ataúd en la tumba, tomó la palabra dirigiéndola a Luis Felipe: “a nombre de la sociedad de Valle de Santiago te damos las gracias por tus servicios prestados, por tus desvelos, por tu cansancio, tus mal pasadas, por todas esas horas que dedicaste al cuidado de la sociedad.

“Señores ¡firmes!”, gritó el comandante en turno, y enseguida depositó el ataúd en su última morada, con el llanto de familiares y amigos presentes.

Ante esto, el exalcalde Leopoldo Torres Guevara condenó el asesinato del comandante de turno de la Policía preventiva, Luis Felipe Hernández Campos, y lo calificó como “aberrante e indignante para los sociedad vallense”.

Torres Guevara dijo que seguramente es necesario cambiar la estrategia de seguridad que se lleva en el Municipio, porque no es llevar sólo acciones de prevención, sino también de inteligencia.

En tanto, Benigno Hernández Campos, exdirector de Seguridad Pública y hermano del mando asesinado, advirtió que en el Mando Único no hay estrategia y la inseguridad no ha mejorado.

Su hermano Luis Felipe tenía ocho años en la corporación, sin antecedentes, con conducta intachable. Acababa de graduarse de la licenciatura en Criminología, y buscaba cursar una maestría para poder colaborar con la corporación desde otra área, pero su trayectoria, fue tajantemente truncada por un asesinato cobarde.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here